viernes, 8 de marzo de 2013

#Especial Ingenio, creatividad y vanguardia.




Cada semestre, los eventos de la Licenciatura de Publicidad y Relaciones Públicas, de la Universidad del Zulia, resultan más ambiciosos, entretenidos, ingeniosos y novedosos. Desde que realicé el mío -hace ya casi siete meses-, decidí asistir a los cuales pudiera, y apoyar los realizados en el futuro. Pienso que si nosotros, como estudiantes, no apoyamos al resto de los compañeros, seríamos potenciales saboteadores de su esfuerzo y haríamos muy mal en no acudir siquiera para criticar y aprender de los errores ajenos.

En cada evento hubo aspectos muy positivos y otros un tanto corregibles. Somos seres humanos y el objetivo no es destruir un trabajo donde el esfuerzo y la dedicación, casi a tiempo completo, impera tanto en la planificación como en la ejecución. El propósito es destacar los elementos a considerar en el futuro. Gracias al plan II-2012 realizado por el departamento, este semestre, los estudiantes contaron con la asesoría y paciencia de la Magíster Arminda García. Ella sabe perfectamente que la responsabilidad no recae solamente en las manos de los educandos sino también del docente.




Iniciamos con el evento: '#DateaValer', realizado el día jueves 31 de enero del año en curso; totalmente organizado por el señor Manuel Jirado (básicamente el alumnado se dedicó a colaborar). El contenido estuvo dirigido magistralmente, solo que si el ponente no se hubiera dedicado a las Comunicaciones Integradas de Marketing, entonces debió haber sido escritor de telenovelas. Él y su visión crítica, son un tanto dramática, muestra de ello fue cuando se refirió al accidente de Reny Ottolina o qué ocurriría si acompañaba a alguien a todas sus conferencias y luego esa persona no le colabora. Bueno, aún cuando no comparto ese estilo, esa característica forma parte de la pasión de algunos por su oficio y tal cual al inicio del párrafo indiqué, este profesional es un apasionado por su área de estudio. La muestra de ello está en su expresión y acción.

Otro aspecto a destacar fue la falta de cercanía del ponente con el público. Pocas veces nos miró. En ocasiones, pensé que padecía de alguna afección visual. Sin embargo utilizaba el lenguaje como medio para hacer más jocosa la conferencia. En cuanto a los oradores, allí sí que hubo un inmenso problema. Yo me pregunto: ¿estábamos para escuchar y presenciar una conferencia?, o el concurso de ¿quién quiere ser el mejor animador o locutor, en su defecto? Los organizadores estudiantiles querían un éxito seguro, pero hay detalles donde no se puede ceder. Los oradores del evento concursaban por: ¡Quién es peor!, un vestuario nada atinado y una dicción deficiente. Obligatoriamente debieron buscar a alguien que manejara ese tipo de eventos acertadamente. En el futuro procuren no convertir las conferencias, simposios y conversatorios en un concurso de presentadores; con uno solo era suficiente. Por otra parte, al finalizar la conferencia dio muy mal aspecto ver sentado al ponente de una forma tan carente de estética, allí se notó la escasez protocolar practicada en la ceremonia. No obastante contaron con un auditorio a reventar y complacido. Procuren en lo sucesivo colocar semblanzas de los conferencistas entre las presentaciones, resulta fácil absorber la información correspondiente a la formación del ponente. En líneas generales fue un evento emotivo, productivo y dejó a los asistentes un buen sabor de boca.




Segundo evento: 'Más Cortos: cine a escala', el día martes 05 de febrero de 2013. Los organizadores de este evento querían lograr seriedad, distinción, contenidos y elegancia. Tanto en el espacio de alfombra roja, rincón de fotografías, lugar para refrigerios y regalos como en identidad gráfica y vestuario notamos un muy buen manejo de la estética y del propósito de brindar una atención de calidad a los asistentes. 

Con respecto a esta actividad se debe destacar como debilidades una poca interacción con el público y dificultades lingüistas en los textos de las diapositivas y otros recursos. Algunos fueron: Más Cortos, no se hallaba acentuado y el nombre de la cátedra estuvo totalmente en minúscula. Sin embargo, el contenido del festival y las palabras de sus organizadores compensaron enormemente cualquier problema. Muy positivo el haber contado con la colaboración y apoyo del Cine Club Universitario de Maracaibo y de algunos cortometrajes presentados en el Festival “Manuel Trujillo Durán”, pues hizo aún más enriquecedor el evento.

El tercero fue: 'RSE: Responsabilidad Social Empresarial', el día miércoles 06: Un simposio con nula promoción y ello repercutió en la asistencia de tan solo veinte (20) personas a la actividad. Yo recomiendo que la atención se centre en el Plan Programa de Relaciones Públicas (cuando se cursa la cátedra de Relaciones Públicas Comerciales), pero el evento no puede convertirse en un hecho mediocre. La promoción es muy importante. Se encontraban en la sala de conferencias más pequeña de la Facultad de Humanidades y Educación y ni por eso hubo 50% de participación estudiantil. Como constante, la misma debilidad que en Date a Valer, la semblanza de los ponentes nunca se publicó y el orador, aún cuando sí lo parecía, era el que recomendaba hacer silencio. Formuló una pregunta y felicitó al Dr. Alejandro Fernández. ESO NO SE HACE. El orador debe dedicarse a la indicación del programa, no a su animación o a la introducción del mismo, para eso están los organizadores. Otro problema presente fue la poca legibilidad de las presentaciones. Ya habían sido suficientes los problemas presentados como para que no se cerciorarán de estos obstáculos. Sin duda alguna la salvación del evento recayó en manos de sus dos ponentes quienes hicieron un trabajo magnífico con mucho contenido e información.


Para el jueves 07 se presenció: 'Paredes Parlantes'. Sin duda alguna, eventos realizados de ésta forma, marcan la nueva tendencia (en pleno pasillo y con la participación de todos los estudiantes). Ya el semestre anterior habíamos disfrutado de uno muy sublime (según mi punto de vista) 'Yoga y Bailoterapia'. Con esta actividad me di cuenta lo motivados que se encontraban, no solo sus participantes y organizadores, sino también sus compañeros colaboradores. En líneas generales, tuvimos eventos muy buenos y ojalá la superación sea una constante en el devenir del tiempo. Felicitaciones a todos. Planificar y ejecutar un evento no es fácil. Solo debemos tener paciencia y mucha pasión.

Del presente artículo excluimos dos eventos de los cuales no nos enteramos por haber desarrollado una escasa o nula promoción, en el caso del primero. El segundo no tenía a los estudiantes como parte de sus audiencias principales. Estos eventos fueron el de 'Apoyo a los niños con SIDA' y el de la 'Casa Hogar San Vicente de Paul'.


Crédito a los buhítos: