miércoles, 3 de abril de 2013

¿Quién es el candidato?


Partiendo del hecho de la enorme popularidad, liderazgo y arrastre del fallecido Presidente de la República se podrían permitir ciertas licencias a quienes "comparten" su ideología. Por ejemplo, que su nombre represente al comando de campaña del candidato psuvista Nicolás Maduro, está bien notando el contexto en el cual nos ubicamos. Lo detestable radica en hacerlo ver como un contrincante, cuando ya no lo es.

Ante la nueva cruzada electoral los competidores principales son el Presidente Encargado y Capriles. Chávez murió y por esa razón en pocos días iremos a las urnas. Aquí la batalla debe ser por: quién tiene las mejores propuestas, habilidades comprobadas, ideología y planificación estratégica clara, erradicación de la improvisación y un aspecto político magnánimamente necesario: LIDERAZGO, cualidad con la cual se nace o se forja (así los populistas digan lo contrario). En esta situación no importa quienes se creen o no los hijos del recién muerto. La historia y futuras generaciones se encargarán de juzgar lo hecho o no por él. Lo importante es cómo se solucionarán los males de los vivos.


Precisamente el adjetivo anterior es del cual Maduro no ha dado señales de tener. Capriles no es un "autodenominado líder" como lo llaman algunos "periodistas del SIBCI". Él tiene un liderazgo porque logró convencer y motivar a una grandiosa masa de electores y así lo percibe la población, los partidos y expertos; sin embargo debe corregir algunas debilidades y respetar a otras organizaciones políticas más allá de la suya.

El PSUV y MVR planificaban sus acciones partidistas estratégicamente, contando con una cabeza que les indicaba la ruta a seguir. Lo que ellos consideran es el "legado del ex Jefe del Estado" debiera mantenerse pero otorgándole las particularidades del ex canciller.

Ciertamente, como dijo Vladimir Villegas, no es lo mismo un Maduro con Chávez que sin él. Bueno el candidato rojo está en la obligación de demostrar que sabe lo que quiere y la forma en la cual pretende solucionar los problemas del país. Todos conocemos las enormes crisis padecidas hoy por todos los venezolanos. Pues ahora requerimos indicaciones del candidato y Presidente encargado de la forma como las solucionará y los plazos para ello.

Claro, eso sí, los problemas se resolverán si hay voluntad para ello. De lo contrario seguiremos rodeados de éste estiércol. 

Ah, y convénzanse de una vez por todas es Maduro vs Capriles. Chávez no tiene nada que ver con este pleito. 



Crédito a los buhítos: